Este sitio utiliza cookies.

Si sigue navegando, usted acepta su uso.

Acepto

La petición popular ante este problema y las catastróficas desgracias vividas en poco tiempo en los cascos urbanos de otros municipios hacían obligatorio tomar medidas en puntos concretos.

La reducción no se hará a través de la instalación de más resaltos atendiendo a la petición de los agricultores de la localidad.

Mota del Cuervo realizará campañas de control de velocidad con un radar móvil en puntos conflictivos de la localidad. Este dispositivo servirá a la Policía Local para controlar el tráfico en lugares estratégicos, donde se ha detectado que se sobrepasa ampliamente la velocidad permitida por los conductores, como son las calles Pintor Antonio López, calle de la cooperativa o la entrada por la Carretera de Quintanar de la Orden, entre otras. Mención aparte merece el Paseo de Rabosero, otro de los puntos donde se instalará este rádar los fines de semana y en horario nocturno para evitar las barbaridades al volante de las últimas semanas: alta velocidad, carreras, derrapes y acceso con vehículos al centro del paseo.

El Ayuntamiento de Mota del Cuervo lleva varios meses estudiando las diferentes posibilidades para evitar el exceso de velocidad en estos tramos, habiendo pensado en varias alternativas entre las que se encontraba la instalación de badenes o reductores de velocidad en estos tramos, informando de esta opción a los vecino/as que viven en estas calles y que no pusieron ningún inconveniente en la colocación de los mismos.

Siendo conocedores de los problemas que suponen para los agricultores estos resaltos, también quisieron conocer su opinión y estos plantearon el gran problema que supone para sus vehículos y por ende, para su negocio, la colocación de estos reductores, que rompen los ejes de los tractores y provocan la pérdida de cosecha durante la época de recolección.

Habiéndose estudiado por parte del consistorio la complicación que supone esta medida para un colectivo tan importante como son los agricultores, se ha decidido finalmente colocar radares móviles. Además, si las campañas son satisfactorias el ayuntamiento no descarta incluso la reducción de altura en algunos badenes ya instalados.

Los radares se instalarán en diferentes emplazamientos que se han establecido en el marco de este dispositivo, habiéndose realizado previamente un análisis de la siniestralidad en el municipio, de detección de exceso de velocidad por parte de la Policía Local y por demandas vecinales.

A esto hay que sumar qué desde el 11 de mayo entraron en vigor los nuevos límites de velocidad de 20 y 30 km/h en vías urbanas y por lo tanto no se puede exceder este límite dentro de nuestro municipio, ni en ningún otro. Esta medida, que forma parte del paquete de reformas legales en materia de tráfico y circulación, tiene el objetivo de reducir la accidentalidad en las vías urbanas, especialmente entre los usuarios más vulnerables.

El concejal de urbanismo explicaba que esta medida no tiene una finalidad recaudatoria “La finalidad es garantizar la seguridad del tráfico en las calles de nuestra localidad, algunas muy cercanas a parques infantiles y zonas deportivas, así como concienciar a los conductores de la necesidad de eliminar hábitos que generan peligro en las vías públicas y pueden ser causa de accidentes”

Martínez ha destacado también que estos dispositivos no se ocultarán, sino que todas sus ubicaciones se darán a conocer a conductores y vecinos en los medios de comunicación y otros medios de difusión municipales.

Las sanciones por sobrepasar los límites de velocidad pueden suponer desde una multa administrativa de 100 euros en adelante, la pérdida de puntos y hasta la retirada del carnet de conducir.

 

 

 

banner ayto

banner transparencia

sede electronica

banner tablonedictos

perfilcontratante banner

banner ciudad amigainfancia

banner grupos municipales

banner universidadpopular

banner turismo

banner buzon

banner artesania

banner asociacionceramica

SÍGUENOS